La fusión entre redes sociales y el mundo audiovisual

La feria más importante del mercado audiovisual, el MipTV, se abrió en Cannes con la mirada puesta en el auge de las redes sociales como plataforma para aunar las aspiraciones de los usuarios y de los productores de contenido.

No en vano cuatro de los grandes revolucionarios del mundo digital, Youtube, Facebook, Google o Myspace, estuvieron invitados para defender sus posibilidades no ya solo como distribuidores de información, sino como creadores de espacios propios.

El lanzamiento este julio de "Myspace TV" tras su alianza con Panasonic, la introducción en Facebook del "timeline" para empresas, que posibilita una mayor conexión con los seguidores, o las mejoras que busca "Google TV" para simplificar su funcionamiento reflejan dónde se vislumbran posibilidades de negocio.

"Youtube comenzó como una plataforma para vídeos, y eso era algo que nos enamoraba y frustraba al mismo tiempo, por todo el potencial que tenía. Queremos ser ahora la mejor plataforma para la próxima generación de canales", afirmó durante uno de los paneles su jefe de programación original, Jed Simmons.

Y por nueva generación dio a entender tanto los futuros canales, como aquellas que en la actualidad aprovechan las nuevas tecnologías para que la experiencia deje de ser lineal y dé al usuario y a su red de contactos los medios con los que compartirla.

"Se busca que la televisión deje de ser individual para convertirse en algo social", independientemente del lugar y de la plataforma desde donde se esté conectado, indicó el vicepresidente de estrategia de "Myspace", Blair Day, satisfecho de que esos foros de discusión "instantánea" se consoliden.

Sus aspiraciones van más allá de la distribución de contenidos ajenos, y, pese a la discreción sobre el "considerable" presupuesto con el que van a apostar por la creación propia, sí adelantó que espera ampliar la oferta a sectores que van más allá de la música.

"Facebook", en cambio, se orienta a explotar el éxito obtenido conectando a gente y a "personalizar" al máximo lo ofrecido a través de esa red, para que el alcance al que se llega con la interacción sea visto no como un competidor de las webs oficiales, sino como un catalizador de sus contenidos.

"Los canales quieren estar donde están los usuarios", sintetizó Simmons, dando por hecho que las alianzas son una suerte de evolución natural que adquiere nuevas dimensiones con la multiplicidad de formatos y el avance de las tecnologías.

En ese mundo de posibilidades, "excitante y reciente", ninguno escondió no obstante que el usuario y sus demandas siguen marcando el camino al que conduce toda su voluntad de mejora.

Su primacía, según la directora gerente del observatorio de televisión The Wit, Virginia Mouseler, se refleja igualmente en algunos de los programas que más darán que hablar esta temporada, donde de confirmarse sus previsiones, las parrillas mantendrán los "realities" como género en boga.

"Especialmente en lo referente a la tecnología. A veces nos emocionamos mucho con la pura tecnología y no con lo que se puede hacer con ella. Deberíamos aspirar a un buen diseño que haga invisible esa tecnología para que la gente -concluyó- se pueda concentrar en la experiencia". EFE